No pararemos hasta acabar con las prácticas despreciables de empresas como Glovo, Deliveroo etc…

Elkarrekin Podemos ha presentado en la reunión de la Diputación Permanente del Parlamento Vasco, una iniciativa sobre la situación de los trabajadores de transporte de paquetería y reparto a domicilio ante la transmisión de la enfermedad covid-19 y los «abusos laborales» que se están dando como consecuencia de la situación excepcional de crisis sanitaria.

El portavoz parlamentario de la coalición Jon Hernández ha asegurado que «empresas como Deliveroo o Glovo han vuelto a demostrar en esta situación tan grave que son auténticos monstruos. No solo desprecian la vida de las mujeres y hombres a quienes explotan, sino que desprecian nuestras vidas, las del conjunto de la sociedad», en alusión a la falta de suministro por parte de las empresas de medidas de seguridad necesarias para trabajadoras y trabajadores con alta movilidad y contacto entre personas.

Hernández ha tachado de escandaloso que «algunas de las principales empresas como Glovo hayan bajado lo que pagan a las y los repartidores, que ya era una miseria, nada más y nada menos que a la mitad. Trabajadores que ya cobraban por debajo del Salario Mínimo, ahora cobran la mitad».

El Parlamento ha pedido al Gobierno Vasco que «intensifique» su acción utilizando «todos los mecanismos necesarios» para evitar el «fraude» de aquellas empresas que, a través de plataformas virtuales, «desdibujan» el concepto tradicional de centro de trabajo, «recurriendo a trabajadores a los que se les exige ser autónomos, cuando en realidad son trabajadores por cuenta ajena, lo cual provoca la precarización de sus condiciones laborales».

Todos los grupos, salvo el PP  han apoyado una enmienda de transacción con la que la Cámara manifiesta su «reconocimiento y agradecimiento» a todos los profesionales del sector del transporte y logística, que «dan lo mejor de sí mismos» en la situación de crisis sanitaria, para que la ciudadanía pueda seguir abastecida de bienes de primera necesidad.

Asimismo, el Parlamento ha instado al Departamento de Trabajo y Justicia a «intensificar» su labor «de forma coordinada» con la Inspección de Trabajo del Estado y del Gobierno Vasco, para establecer aquellas medidas «más efectivas», en relación al seguimiento de las condiciones laborales de los trabajadores en empresas de transporte y paquetería y de reparto a domicilio o ‘riders’, para que «se garantice que dichas empresas dotan a su personal del material de protección necesario».

También ha pedido al Departamento de Trabajo y Justicia que «intensifique» su labor «de forma coordinada» con la Inspección de Trabajo del Estado y del Gobierno Vasco, para establecer aquellas medidas «más efectivas», en relación al seguimiento de las condiciones laborales de los trabajadores en empresas de transporte y paquetería, y de reparto a domicilio o ‘riders’, así como para que «se garantice que dichas empresas dotan a su personal del material de protección necesario».

Finalmente Hernández ha asegurado que el Parlamento debía dejar un mensaje claro a los Glovo, deliveroo, just eat…»no les queremos a ustedes con sus prácticas explotadoras y no vamos a parar hasta que estas prácticas o ustedes, desaparezcan».

«ABUSO» DE LAS GRANDES PLATAFORMAS
El Parlamento Vasco ha pedido también al Ministerio de Trabajo que incluya entre sus medidas de protección a las y los trabajadores ante la crisis del covid-19, «medidas específicas» que eviten el «abuso» de las grandes plataformas de reparto a sus trabajadores, garantizando prestaciones económicas en caso de incapacidad y seguro médico y medidas de seguridad e higiene, así como un paquete de ayudas de emergencia a dichos trabajadores «puesto que muchos se han quedado sin empleo durante la crisis del covid-19».

Asimismo, ha solicitado al Ministerio de Trabajo que envíe al Congreso de los Diputados las modificaciones legislativas «necesarias» para la transformación en asalariados por cuenta ajena de todas las personas trabajadoras que «actualmente son obligadas por las plataformas de la mal llamada economía colaborativa a establecer una relación mercantil bajo la figura de autónomo».

De esta manera, ha pedido acabar con el «inaceptable fraude de los falsos autónomos» en este tipo de empresas, «siguiendo las innumerables sentencias judiciales que así lo vienen declarando».

En este sentido Jon Hernández ha confirmado que la ministra de Trabajo Yolanda Díaz, también militante de IU ya se ha comprometido con aprobar esa nueva legislación a la mayor brevedad posible pero ha añadido que «tampoco nos resignamos a pensar que no se puede hacer nada hasta que se apruebe esa legislación que va a llegar. La batalla contra estas despreciables prácticas empresariales se debe librar desde todos los frentes y aunque el legislativo sea fundamental y necesario, debemos presionar para que los gobiernos, también el Gobierno Vasco utilicen todas las herramientas posibles en esta pelea en favor de las y los trabajadores».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.